Juego de fuerzas entre dos arcos

Analizar desde el punto de vista matemático con Geogebra el conjunto de fuerzas que actúan en el equilibrio de un arco es vital para la resistencia de la edificación y su mantenimiento en el tiempo. Para ello, se ha seleccionado el conjunto de arcos de la Lonja de Mercaderes, que pertenece al conjunto arquitectónico de la Catedral y Capilla real de Granada. Y concretamente, se ha fijado la atención en una piedra que soporta la presión de dos arcos (enjarje, en el lenguaje técnico).


18 de diciembre de 2019

El cometido de este paseo es analizar desde el punto de vista matemático con Geogebra el conjunto de fuerzas que actúan en el equilibrio de un arco. Este equilibrio es vital si queremos que la edificación sea resistente y perdure en el tiempo, y es uno de los elementos que explica por qué han tenido éxito distintos tipos de arcos a lo largo del tiempo, y de los que tenemos en estos paseos matemáticos por Granada claros ejemplos, como son el arco de medio punto, el arco en herradura, o el arco emiral.

Para este estudio hemos seleccionado el conjunto de arcos de la planta baja de la Lonja de Mercaderes, un edificio que ha tenido distintos usos civiles, y que en la actualidad está integrado en el conjunto arquitectónico de la Catedral y Capilla Real de Granada (de hecho, es la entrada al público a la Capilla Real). Nos vamos a centrar en una de las piedras que soporta la presión de los dos arcos que conecta. Esa piedra se llama enjarje, en el lenguaje técnico.

Una vez tomada la foto, sobre ella se ha dibujado en color rojo el trazado ideal de cada arco. La piedra se asemeja un pentágono en su cara frontal, que se ha coloreado en ese mismo color. Sobre sus aristas se dibuja, en perpendicular, las fuerzas que ejercen sobre la piedra los arcos. Como se observa, el lado izquierdo tiene una desviación de 3 grados, mientras que el izquierdo se desvía 17 grados. En total una desviación de casi 20 grados donde debía ser nula. Y, sin embargo, el conjunto resiste al paso del tiempo sin problemas.

Vamos a ver de dónde viene esta desviación. En azul hemos dibujado dos líneas auxiliares, tangentes a los arcos en el punto de unión, y apreciamos que éstos se acoplan con un ángulo de casi 45 grados. Su ángulo complementario debería ser de 135 grados, pero quitándole la desviación de 20 grados, el ángulo interno del enjarje se nos queda en 115 grados, como se puede observar en la imagen.

¿Por qué de ese error? No sabemos si los maestros de obra hicieron mal los cálculos, o realizaron una aproximación a ojo. Aunque como el margen es pequeño, parece que sí tenían conocimiento del problema y hallaron una solución cercana a la óptima con los recursos que tenían en ese momento.


Más sobre paseos matemáticos

14 Jul 2021
El salto hiperbólico de la gimnasta

Una componente del equipo nacional español de gimnasia rítmica, Lidia Redondo, realiza su ejercicio. En un momento da un salto espectacular y una fotógrafa, Rocío Ortega, magistralmente capta el instante de máxima extensión. Una hipérbola se dibuja con claridad sobre su cuerpo.

08 Jul 2021
Un octaedro truncado en tu salón

En el Magreb, los artesanos crean estas curiosas lámparas metálicas con formas muy geométricas, que esconden mucho más de lo que a primera vista parece. Pero, ¿de que objeto matemático se trata?

21 Jun 2021
Algo más que la proporción áurea

La fachada de la casa de los Tiros de Granada presenta diferentes partes decorativas en las que se identifican elementos matemáticos como la proporción áurea en el rectángulo definido por la puerta principal. En esta ocasión, nos vamos a detener nuevamente frente a la entrada principal de este edificio para analizar algunos aspectos con el enfoque que caracteriza a nuestro paseo matemático.